La felicidad es un estado mental permanente, la compresión profunda de la realidad, más allá de las apariencias

1,291 personas han leido este articulo :)

La felicidad es un estado mental permanente, la compresión profunda de la realidad, más allá de las apariencias

 Fragmento extraído del libro de Martín Freeman – El libro de la abundancia

 

  • Todos, en mayor o menor grado, hemos experimentado alguna vez efímeros momentos de felicidad. Su duración fue inevitablemente breve. Muy pronto aquel estado anímico tan especial se fue apagando, para dejar paso de nuevo al descontento, al estrés, al aburrimiento o al dolor.
  • En este mundo podemos disfrutar de dos tipos de felicidad.
  • 1. El más común, y pese a ello se nos da muy raramente, es esa intensa y maravillosa sensación que experimentamos al colmar algún deseo largamente acariciado, al satisfacer alguna necesidad o alguna carencia, al cesar algún dolor físico o anímico, al reunirnos con la persona amada después de cierta ausencia, al recibir el reconocimiento por nuestro trabajo, al resolver un problema, al sortear un peligro o al lograr una meta. 
  • Esta felicidad suele ser de muy corta duración, y rápidamente se va difuminando, hasta desaparecer casi por completo.

La felicidad es un estado mental permanente

 

  • Todos hemos deseado algo durante mucho tiempo, quizás meses o incluso años, ya fuese el juguete ansiado, la finalización de los estudios, la aceptación de la persona amada o un ascenso en el trabajo.
  • Nos imaginábamos que una vez conseguido el objeto de nuestros deseos la vida sería ya para siempre diferente; sin embargo, tras la euforia de los primeros momentos, muy pronto suele embargarnos algo muy parecido al desencanto.
  • 2. Hay otro tipo de felicidad mucho más raro todavía.

Es un estado mental permanente. Un modo de afrontar la vida que nos hace disfrutar de cada instante, de cada segundo de nuestra existencia.

  • Es una permanente sensación interior de paz, de tranquilidad y de bienaventuranza.
  • Es la compresión profunda de la realidad, más allá de las apariencias.
  • Es la sabiduría en la más alta acepción de la palabra. Esta es la felicidad que todos, antes o después, llegamos un día a considerar como el objetivo de nuestras vidas.
 

Comentarios: 1

Deja tu opinion »

 
 

[…] desarrollar una visión del ser humano acorde a una esencia que presuponemos y una visión de la realidad que entendemos es como funciona en la práctica […]

Deja tu comentario

 
(no se va a publicar)
 
 
Comentario